sábado, 20 de octubre de 2012

Objetivos y Principios

  OBJETIVOS

  • Aprender por uno mismo: Se trata de que cada niño tenga las herramientas necesarias para ser autodidacta. . La mayoría de alumnos del Método Kumon acuden por primera vez porque tienen dificultad en sus estudios. Cuando ven que pueden realizar esos ejercicios de forma fácil y rápida ven como aumenta su autoestima y confianza.
  • Crear un hábito de estudio: La constancia es la clave del éxito; los alumnos Kumon trabajan cada día entre 15 y 30 minutos. Se trata de que sea un poco y cada día. Es lo mismo que el ejercicio físico: no sirve de nada hacer mucho un día y no hacer nada el resto de la semana
  • Desarrollar la concentración: Este método trata de que el alumno esté al 100% de sus facultades rentabilizando al máximo el tiempo.
  • Desarrollar la confianza en uno mismo: El propio alumno debe creer en sus posibilidades, confiar en si mismo y saber enfrentarse a los retos; Deben ver el error siempre como una oportunidad de mejora. 
  • Ser un aprendizaje motivador: Supone que las matemáticas sean un aprendizaje natural y no costoso que aumenta las ganas de aprender tanto esta disciplina como otras.


                                          PRINCIPIOS
  • Punto de inicio Confortable.


A través de la aplicación de un examen diagnóstico, se determina el punto de inicio confortable del alumno de manera totalmente individualizada. Este punto es en donde el estudiante puede realizar los ejercicios de matemáticas con toda facilidad y rapidez. En Kumon no asumimos el punto de dominio de nuestros alumnos basándonos en su edad, o en su grado escolar, o en sus calificaciones.

  • Estudio diario.


El estudiante debe asistir al centro dos veces a la semana; trabaja todos los días por un periodo de entre quince y cuarenta minutos. Muchas personas piensan que es muy poco tiempo a la semana. La realidad es que una de las características más importantes en la metodología es que KUMON ES UN PROGRAMA DE ESTUDIO DIARIO. Es importante reservar un tiempo y un espacio para trabajar en Kumon para todos los días del año. Al desarrollar esta rutina se generan hábitos de estudio, los cuáles harán que mejore su rendimiento académico en otras áreas. 

  • Avance al ritmo de cada estudiante.


Para asegurar el avance de nuestros estudiantes, determinamos el ritmo de trabajo que tiene cada uno de ellos, de manera que siempre estén trabajando a su nivel. No determinamos cargas de trabajo ni metas iguales para todos; el dominio del Nivel que está siendo estudiado se determina de manera individualizada, siguiendo nuestros criterios de precisión y rapidez. 

  • Dominio al 100%


En la enseñanza tradicional, se contemplan diferentes escalas de precisión en los cálculos para poder determinar si un alumno avanza o debe repetir el curso. Por otro lado, la rapidez con que el estudiante demuestra el conocimiento de los temas estudiados no se toma en cuenta en este tipo de enseñanza en general.
Para nosotros, es imprescindible que el estudiante demuestre una precisión al 100% en los ejercicios que realice en Kumon, además de ser capaz de finalizarlos en el Tiempo Estándar de Finalización (TSF) determinado para cada uno de los Niveles. 

  • Repetición.


Así como para aprender a interpretar un instrumento, o manejar un vehículo, o dominar un deporte, es muy importante realizar varias veces los mismo ejercicios, de la misma manera en Kumon, para dominar por completo un tema deberá repetir los ejercicios las veces que sea necesario para cada estudiante. Dependiendo del manejo de los temas así como de la precisión y rapidez que el estudiante vaya mostrando, se asignarán las repeticiones de las hojas de trabajo que sean necesarias para asegurar el dominio del tema en cuestión. 

  • Auto Aprendizaje Activo


El programa Kumon gradúa muy finamente los contenidos matemáticos, con lo cual se habilita al estudiante a aprender por sí mismo mientras resuelve el material. Cada set de diez hojas de nuestro material es un pequeño escalón hacia el siguiente. Las hojas de trabajo, utilizadas de manera correcta, le darán a los estudiantes la habilidad requerida para la solución de problemas. El auto aprendizaje le brindará un mejor entendimiento de las cuestiones y procedimientos matemáticos. Al iniciar cada tema nuevo el alumno encuentra guías y ejemplos que le permiten avanzar sin tropiezo. El avance del estudiante no se ajusta al avance de un grupo, sino que dependerá totalmente de él mismo. 

  • Participación de los padres de familia.


La participación y apoyo familiar son elementos integrales en Kumon, la supervisión de las tareas diarias es básica en el avance de sus hijos y los padres deben motivarlos constantemente. Quizá el aspecto más importante que pueden aportar es su compromiso a largo plazo para mantener involucrados a sus hijos en el estudio Kumon, para que desarrollen todo su potencial.


Fuente consultada: 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada